Inicio - Destacados - Sepa el escandaloso precio de la carne imposible de pagar

Sepa el escandaloso precio de la carne imposible de pagar

Franklin Piña/Fotos: Gilberto Suárez

El nuevo aumento del 58% decretado por el presidente Nicolás Maduro en el marco del Día del Trabajador se cobra hoy, pero rubros como la carne lo han pulverizado antes de su adquisición. El sueldo mínimo quedó en 2.500.000 (2.500 Bs.S), un número que la hiperinflación se devora a pasos agigantados, lo que hace que el poder adquisitivo del venezolano no le permita comprar –por ejemplo– un kilo de carne, el cual ha alcanzado el escandaloso precio de los 4 millones de bolívares (4.000 Bs.S).

En el epígrafe de las proteínas necesarias para el consumo humano se ven afectados también  productos como el cochino, pescado y pollo por los aumentos semanales en el mercado.

Lo que se conoció este lunes de parte de matarifes es que les llegó una notificación en la que les anunciaban los nuevos precios de la carne. “Lo que deduzco es que una vez en el refrigerador de la carnicería, el precio al público sería de 4 millones de bolívares (4.000 Bs.S), y cuidado si me quedo corto”, destacó José Pérez, vendedor de carne en canal.

Entre finales de abril y cuando se cumple la primera quincena del mes de mayo, el kilo de carne de res de primera pasó de Bs. 1.700.000 (Bs.S 1.700) a los 3 millones 500 mil bolívares (Bs.S 3.500). Igual situación ocurre con los llamados cortes de segunda y tercera, cuyos precios también se han incrementado a más del doble y, actualmente, se ubican en 3 millones 380 mil bolívares (Bs.S 3.380) y los 2 millones 90 mil bolívares (Bs.S 2.090), respectivamente.

Tan solo a principios del mes de abril el kilo de carne se ubicaba alrededor de los 800 mil bolívares (Bs.S 800). Este constante incremento en el precio de esta importante proteína ha hecho que el venezolano se vea en la obligación de reducir su consumo.

Según las cifras que maneja la Federación Nacional de Ganaderos de Venezuela (Fedenaga), en el primer semestre de 2017 el consumo de carne en el país era de 4,7 kilos por persona en ese periodo. Es decir, alrededor de 8 kilos y medio al año. En el 2016 la ingesta se ubicaba, aproximadamente, en 15 kilos per cápita al año.

Sin embargo, en el 2011 el Gobierno nacional informaba que el consumo de carne por persona era de 25 kilos al año. Cifras que daba a conocer el entonces ministro para la Agricultura y Tierras, Juan Carlos Loyo, cuando afirmaba que gracias a la Revolución Bolivariana el venezolano promedio consumía 7 kilos de carne más al año de lo que se consumía hacía una década. Es decir, que este producto dejaba de ser exclusivo de las clases económicas más pudientes, situación que se incrementará ante los precios astronómicos que por día alcanza.

El dato

Regidores del sector cárnico aseguran que cada vez que reciben la mercancía, llega con nuevos precios

Informacion webdiarioelcaroreno

Compruebe también

Pasajeros esperan horas para tomar transporte hacia Barquisimeto

ANGELO GALLARDO.- Fotos: Gilberto Suárez. La falta de efectivo y de transporte es parte de …

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *