en ,

Horas sin luz desespera a los torrenses

Texto: Yóselin Álvarez
Foto: Cortesía

Más de 6 horas sin energía eléctrica han permanecido los circuitos Centro, Aregue, Río Tocuyo, Sicarigua y Campanero durante los últimos días al momento de realizar los cortes de luz.

Quienes habitan en los sectores que componen los mencionados circuitos, expresan el malestar que les genera las largas horas privados de éste servicio.

«Las noches sin luz, solo se prestan para que realicen los robos, sin necesidad de usar armas», indicaron los habitantes de la Zona Colonial.

Los habitantes del sector Calicanto, quienes catalogan de » tortura» esta situación, al tener 7 horas diarias sin el servicio eléctrico. Quedó como mentirosa la gobernadora al decir que serían menos horas de racionamiento.

De la misma manera los vecinos del sector Simón Bolívar, expresaron su descontento debido a la afectación que les causa para el suministro de agua, por dichos corte de electricidad.

A través de las diferentes redes sociales, los caroreños han denunciado que existe un circuito al que no se le aplica el racionamiento, por lo que consideran que debe ser equitativo para todos.

Al respecto, ninguna autoridad del Municipio se ha manifestado. Sin embargo, se pudo conocer que el
Circuito La Toñona no entrará en la administración de carga, porque en él están los centros centinelas y el Hospital Pastor Oropeza.

Se conoció que en reiteradas reuniones sostenidas con el personal de la Corporación Eléctrica Nacional (Corpoelec), la gobernadora del estado Lara Carmen Meléndez y las autoridades municipales se acordó no aplicar el racionamiento eléctrico a dicho circuito.

Vale destacar que esto se debe al tiempo de pandemia, el CDI ubicado en la urbanización Francisco Torres así como el Hospital Pastor Oropeza no pueden permanecer sin luz, pues a toda hora se está atendiendo personas con posibles contagios de Covid-19.

Por último en el mencionado circuito también se encuentran las Estaciones de Servicio, que deben estar funcionando para la colectividad.

Ante esta situación residentes de los diferentes sectores de la capital torrense, así como en las parroquia, son abordados por la desesperación sumando la problemática que se presenta con el resto de los servicios básicos para poder enfrentar el covid-19.

Monseñor Moronta: Sentimos que vivimos en tierra extranjera

Situación irregular en los alrededores del Punto de Control de la GNB en Río Tocuyo