en

El precio del kilo de pasta supera los 2 millones de bolívares en Barquisimeto

Los precios de alimentos en el municipio Iribarren, estado Lara, elevaron significativamente su costo durante los primeros quince días de 2021. Muestra de ello es el precio promedio del kilo de pasta en los mercados barquisimetanos, cuyo valor se ubicó en Bs. 2.045.920,70, marcando un incremento de +61,88% con respecto a su precio en la última quincena diciembre (Bs. 1.263.885,80).

Así lo evidenció el más reciente monitoreo de oferta y precios de alimentos de la Comisión para los Derechos Humanos del Estado Zulia (Codhez), realizado entre el 12 y 14 de enero en el occidente del país, como parte de una investigación más amplia sobre la seguridad alimentaria.

Entre los resultados de este estudio, el precio promedio del kilogramo de pollo entero también representó un considerable aumento de +60,87%, pasando de costar Bs. 2.125.107,40 a Bs. 3.418.603,00.

Por su parte, el costo de las alitas de pollo subió +60,71%, pues para la segunda quincena de diciembre el kilogramo podía adquirirse en Bs. 2.394.957,25, mientras que en la primera quincena de enero su precio promedio es de Bs. 3.848.888,75.

En tanto, el corte de primera de carne de res incrementó su precio +10,40% en quince días, y continúa siendo el alimento más costoso con un precio promedio de Bs. 6.894.420,40.

Al igual que en los últimos estudios quincenales, Codhez evidenció la escasez del huevo por unidad en los establecimientos monitoreados.

Ingresos insuficientes para una alimentación adecuada

La Canasta Barquisimeto (CBQT), que comprende la lista de 21 alimentos monitoreados por Codhez, alcanzó los Bs. 71.694.146,14, cifra equivalente a USD 47,13 (a una tasa de Bs/USD 1.521.301,70). Esto representa 17.923,54% del salario mínimo mensual en Venezuela.

Cabe recordar, que la Canasta de Barquisimeto (CBQT) en la última quincena de 2021 se ubicó en Bs.52.770.130,10, es decir, en solo quince días aumentó +35,86%  en bolívares. Para Codhez, la brecha entre el poder adquisitivo del larense y el valor de los rubros necesarios para una alimentación adecuada continúa en ascenso este año.

Ante este panorama, traducido en la dificultad de las familias venezolanas para acceder a una alimentación adecuada y suficiente, Codhez advierte que es responsabilidad del Estado venezolano aliviar el sufrimiento de la población en medio de la emergencia humanitaria compleja que vive el país y la emergencia sanitaria por la Covid-19, por lo que se deben aplicar estrategias efectivas para socavar los índices de inseguridad y desnutrición en la población, especialmente en las poblaciones más vulnerables.

Codhez también enfatiza que debe cesar la criminalización de organizaciones que ejecutan programas enmarcados en el plan de respuesta humanitaria de las Naciones Unidas en Venezuela para proteger y socorrer a las personas que se encuentran más vulnerables frente al hambre.

Nota de prensa

El éxodo y el bajo salario aumentó la deserción de educadores en Torres

Paciencia, molestia y esperanza usuarios de las E/S hacen cola