en ,

Carrasco se lavó las manos: Alcaldía endosa problema del agua a Hidrolara

Redacción

Foto: ArchivoEC

«Estamos anunciando que una vez estabilizado el rebombeo de agua desde Los Quediches, procederemos a entregar todo lo que es la operatividad sobre este servicio a su ente rector que es la Hidrológica del Estado». Esas fueron las palabras del alcalde Édgar Carrasco en su programa radial el día lunes, a través del cual procedió a “lavarse las manos” en materia de distribución del vital líquido a través de tubería, pese a que una de las obligaciones del poder municipal que lidera es garantizar la prestación de todos los servicios públicos a la comunidad a la cual se debe, obviamente incluye el agua.

Aunque lo que pretende es hacer propio aquello de “zapatero a su zapato”, Carrasco no puede desligarse de tamaña responsabilidad porque es su exclusiva responsabilidad. «Trabajamos varios años de manera conjunta y es el momento de estabilizar para entregar», detalló al mismo tiempo que anunció que se enfocaría en otras áreas que requiere la ciudad de Carora de competencia municipal.

Sin culpables algunos de las tomas clandestinas detectadas, ahora Carrasco anuncia que la distribución de agua desde Los Quediches para la red media y baja de Carora ya está estabilizada en un 90% aproximadamente. Sin embargo es sabido por todos los que sufrimos la escasez, que la inestabilidad es subjetiva debido a años de falta de mantenimiento, lo que ha ocasionado que cada estación de rebombeo y la misma tubería vuelva a presentar fallas.

Además está latente la posibilidad de que cualquiera pueda conectarse nuevamente a la tubería principal, visto que la hidrológica no tiene personal para vigilar probables toma clandestina.

La embarazosa situación en la cual Carrasco colocó a los caroreños que se surten de Los Quediches, no fue distinta y quizás mucho peor para los que se abastecen de La Cuatricentenaria. Carrasco reveló que trabaja para que en un mes se estabilice el sistema de aducción desde Atarigua, para luego entregárselo a Hidrolara.

Mientras que la distribución de la represa Cuatricentenaria ubicada en Atarigua que abastece a la parte alta, aún no está en condiciones de estabilidad. «Estamos trabajando para que este mes se pueda estabilizar y cumplir con la transferencia total al ente rector», precisó el “Poncio Pilato” de ocasión.

Reveló, en referencia a la Cuatricentenaria, que estaría pendiente un segundo transformador de 1.500 Kva y la reparación de una de las bombas que está dañada. «La reparación de la bomba, más algunos daño del motor, es una inversión que supera los 30 mil millones de bolívares, son inversiones mayores que vamos a estar conversando para que se restituya la distribución», finalizó.

Prohíben el paso de la antorcha olímpica en las calles de la prefectura de Osaka

Guerra por terrenos en El Blanco deja cuatro personas heridas